sábado, 17 de octubre de 2009

Agua

He lavado tus errores
        con el agua de mis lágrimas
Ahora puedo despedirte
              reconciliadamente

viernes, 16 de octubre de 2009

miércoles, 14 de octubre de 2009

De barricadas y descansos

"La universidad debe servir para algo más que para discutir este o aquel párrafo de algún filósofo entregado a la lógica del único lenguaje que entiende: el lenguaje de la dominación.

La universidad debe servir para algo más que para dar cobijo a los que quieren dividir el mundo entre los ciudadanos - esos gnomos pasivos que obedecen y pueden ser reconducidos al redil cuando por alguna razón se han desviado de la línea correcta- y los enemigos: aquellos que no se conforman con que se encierren y se expulsen a los que vienen pidiendo trabajo y ciudadanía, aquellos que ocupan las casas y los edificios que el mercado considera de poco valor y que ellos convierten en islas de libertad, de amor y de riqueza humana, aquellos que siguen mostrando desconfianza por las leyes y asociaciones que protegen la privatización de las ideas, aquellos que se cuelgan de puentes para protestar, no sólo por la extinción de las ballenas, sino, asimismo, por alguna reunión de poderosos que se juntan para sentar las bases de nuevos asesinatos y nuevos genocidios legitimados por los amigos

La universidad debe seguir siendo la casa de los que luchan por aumentar las garantías que los que trabajan por cuenta ajena nunca deberían olvidar.

La universidad debe ser el lugar donde estos “enemigos” tengan por lo menos un espacio de amistad, de compañerismo, de pensamientos libres y atrevidos y osados y subversivos.

Esa barricada quisiera legarla a los enemigos de este sistema castrador de mentes, de alas, de voluntad de ser Ícaros que no se conforman con volar por el “justo medio”.

Una pequeña, minúscula, humilde barricada desde la que reunirnos con las personas humilladas y ofendidas por los profesores de lógica y los acaparadores de títulos que no ven más que lo que tienen delante de sus atrofiadas narices."

Joaquín Herrera Flores. Fallecido este Octubre aciago.

Mostrémonos incansables en nuestro afán, para que él en paz descanse.

jueves, 8 de octubre de 2009

Etimologías para el fin de semana

Vinctus es una palabra latina que significa encadenado, atado. De ahí se han derivado otras, como Victus, que significa vencido, derrotado.

Spondere es también una raíz latina, que significa prometer solemnemente, jurar, adquirir una obligación. De ahí se derivan por ejemplo responsum, que es la persona obligada a cumplir un pago; o sponsare que significa prometer en matrimonio. Todavía en nuestros días, algunos códigos legales conservan la figura jurídica de los esponsales.

La etimología es una buena ayuda para nombrar y asumir plenamente el contenido de las dos actitudes básicas a partir de las que podemos relacionarnos con las circunstancias que nos rodean - sean personas, hechos, situaciones o vivencias.

Podemos actuar cómo atados y derrotados por las circunstancias; o podemos actuar como quien -ante la realidad- se hace cargo de ser fiel a su propia palabra interior.

¿Qué tan comprometidos estamos con nosostros mismos, con nuestra voz interior y con la palabra que damos a los demás?

¿Desde cual lugar o actitud vivimos nuestras vidas?

¿Somos víctimas de las circunstancias.... o responsables de nuestras vidas?

Eso hace toda la diferencia del mundo

viernes, 2 de octubre de 2009

Aliento en el dolor




"Nunca un hombre está más seguro de lo que hace, que cuando un dolor prolongado no logra quitarle el aliento y derrotarlo"

Estas son palabras de David Cámpora, ex-preso político durante la dictadura uruguaya.

Son palabras que bien pueden sintetizar demasiadas experiencias cercanas a mi corazón: desde la gente que lucha por el rescate de los mineros en la zona carbonífera de Coahuila (4 nuevos muertos en los últimos 5 días), y quienes resisten el golpe de Estado en Honduras; hasta la de quien sobrevive el infierno de la depresión clínica o quien renuncia a su congregación religiosa.

No son abstracciones, aunque así parezca. Son personas, dolores y claridades concretas que han tocado mi corazón estos días.

Es una experiencia vital, que yo mismo he recorrido estos últimos tres meses. La de bajar a los infiernos del dolor, la duda, el miedo. Y encontrarse con que nuestro buen corazón no renunció a su bondad, sino que se acrisoló en su resurrección.

Anoche; anoche que leí un correo desde el norte del Bravo (y no me refiero sólo al río) ya no tuve palabras con qué responder. Hoy, después de un día de repasar dolores y esperanzas de los pueblos indígenas y de obreros... me encuentro este cartel y lo mando a ese invierno de otro dolor que comparto y acompaño con amor. Es cierto... ni el dolor, ni el miedo podrán derrotarnos!

jueves, 1 de octubre de 2009

Tengo 35 años...


 


... y toda mi experiencia conmigo.

La vida se construye paso a paso. Aunque nos gusta pensar que puede haber borrón y cuenta nueva, o que se puede iniciar una vida nueva abruptamente, la verdad es que el camino de la madurez se recorre día a día.

Esta madrugada, nuevamente una frase escuchada en medio del sueño me despertó. Hoy es el inicio de tu vida como adulto.

No; no creo en el pensamiento mágico de que uno cambia como con una varita mágica. Pero la imagen que me devuelve el espejo (el espejo de cristal en la casa; el de la mirada/palabra de quienes me quieren, y hasta el de la cámara digital) me dice que algo de cierto hay en entender que no estoy ante una nueva pagina de mi biografía, sino que verdaderamente es un capítulo a construir. No sé, hay quien me ha dicho que es algo nuevo en mi mirada; y hay quien me ha dicho que es la renovada potencia de mis palabras. No sé, pero me doy cuenta de que soy el mismo... dejando de ser el mismo. Raro; es como si dejando de ser quien fui los últimos 8 años, posibilito la emergencia del mejor hombre que ha estado sembrado desde hace décadas.

Hoy es el inicio de tu vida... no porque sea un mágico borrón y cuenta nueva. Como si las vivencias -tanto las buenas como las dolorosas- desaparecieran o se negaran.

No; simplemente se trata de que  "Hoy" es el día en que estoy vivo. Es el único día en que mi vida tiene realidad. Y aceptar esta verdad es el punto de partida, el inicio, para vivir de manera adulta.

Hoy tengo 35 años y, como cada día que despierto, estar plenamente presente en mi Hoy es el inicio de vivir realmente mi vida; a la que llevo y aporto toda mi experiencia.

Esta noche, me duermo con un diálogo de una novela que estoy leyendo:
-Nosotros te hemos curado el cuerpo, pero sólo tú puedes sanar tu espíritu
- Quizá no tenga bastante con una sola vida para sanarlo- dije
- Se trata de tender hacia el estado óptimo, con éso basta - me aclaró el lama-. Te recomiendo que no midas el tiempo en vidas, ni en años o días. Mídelos en acciones.


Técnica infalible




Las huellas de Laetoli son las huellas más antiguas conservadas de un bípedo: 3.56 millones de años, aproximadamente.

Desde entonces, la técnica para caminar no ha variado.

Un pie a la vez.